La niña Cristy creció sin darse cuenta…

Para una niña que creció sin darse cuenta, una paleta hace la diferencia entre un día caluroso y una sonrisa.
Ella es Cristy originaria de la costa chica de guerrero, como muchas mujeres vive en situación de calle, su vida no es fácil de llevar al tener que lidiar con una dificultad de comunicación, el día que la capturé con mi cámara disfrutaba de una rica paleta helada que le hacia aminorar el calor del momento, entre movimientos de pereza y de inocencia coincidimos a través del lente y me regalo una linda sonrisa como pocas, en medio de su calor y lucidez.

La tarde era perfecta ya que el calor era acompañado de una brisa fresca de esas que pocas veces se sienten,  el zócalo de Acapulco estaba vacío y fue lo que más me llamo la atención del momento ya que en una de las bancas de las jardineras la descubrí a lo lejos…

La miré me miró y cuando nos descubrimos mutuamente nos dimos el mejor regalo que un par de desconocidos puede darse… esa sonrisa que simplemente simbolizo la complicidad del momento…
Muchas veces sólo es cuestión de coincidir para llegar a conectar con la gente y olvidarnos por un #InstanteUrbano que la vida esta llena de oasis que nos permiten darnos una refrescada llena de autenticas sonrisas honestas!

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *